Huelga 29 de marzo, Carta de un trabajador a los sindicatos españoles.


CARTA ABIERTA A LOS PIQUETEROS INFORMATIVOS.

Estimados piqueteros informativos de CC.OO:

Lo de estimados, es protocolario, como comprenderéis mas tarde mi estima por vosotros, es la misma que puedo sentir por todas las empresas cutres, tipo Carrefour o Alcampo, que me buzoneais. Lo de informativos, es eufemístico, porque de verdad: ¿Hay alguien que no esté informado de que mañana hay una huelga general? De no ser algún cosmonauta del Voyager, o cualquier nave espacial que ande por esos mundos, y aún así lo dudo, pues la cobertura informativa que os hacen los medios es notoria.

Empresas, como digo, cutres caracterizadas por una política de RR.HH, donde la moneda de cambio es la explotación del trabajador al que vosotros decís defender, pero donde “vuestra lucha por los derechos de los trabajadores” o es inexistente o brilla por su ausencia. Supongo que esas empresas, han comprado “la paz social” a un precio bastante alto. Curiosa forma de entender una paz social basada en la compra de los privilegios de unos pocos, (vuestros delegados), en detrimento de la imposición a unos muchos, (la mayoría de los trabajadores) de condiciones leoninas.

Ayer tuvisteis la osadía de meter en mi buzón el panfleto que os adjunto en la foto. Menos mal que mi perra Gara aparte de ser un animal muy noble, es muy fina en sus gustos gastronómicos, porque si os hubiera podido morder y comeros, probablemente hoy tendría una indigestión de tanta carne podrida.

Vereis: mi buzón no forma parte de la vía pública, tampoco de la acera, está adosado a la pared externa de mi propiedad, y la propiedad de mi casa, la considero íntima, fundamental y sagrada, así como su buzón. Por lo tanto el buzoneo informativo de vuestros piquetes de ayer la considero una agresión a mi propiedad y a mi intimidad, aparte de una práctica cutre y de pésimo gusto. Como comprenderéis, no perdí ni medio minuto en leerme al panfleto, pues como los de Alcampo, Carrefour y otras empresas cutres, entre las cuales incluyo la propaganda no pedida de los bancos, son una contribución más a las toneladas de basura que los humanos generamos cada año. En vuestro tríptico en el que aducíais como razones de peso vuestra oposición a la reforma laboral por tres razones: Injusta con los trabajadores, ineficaz para la economía, inútil para el empleo. Veamos pormenorizadamente cada una de estas razones para ir a la huelga. Injusta, lo que se dice injusta, es la existencia misma de vosotros sindicalistas, y es básicamente injusta porque primero: no defendéis mas derechos que vuestros propios privilegios, segundo: no representáis a nadie a juzgar por vuestro número de afiliados y tercero: vivís a costa del resto de los trabajadores y empresarios que pagamos impuestos, rumiando en el pastizal de los PGE y/o de los presupuestos de las CC.AA.

Ineficaz para la economía, lo que se dice ineficaz ha sido vuestra labor en materia económica. Dais rigidez a un mercado laboral incapaz de dar una respuesta flexible y eficaz al desempleo, cosa que no dudo que no os preocupa, puesto que como vosotros delegados, habéis conseguido vivir sin trabajar, y algunos como vuestro jefe Toxo, por lo que se ve bastante bien. Yo trabajador, no me puedo permitir sus cruceros. Ineficaz ha sido vuestra gestión en los dos últimos cuatrienios. Mientras el gran despilfarrador del Reino, compraba vuestra paz social, a algunos nos reducían el sueldo un 5%, y vosotros ¿cuantas huelgas generales le hicisteis?

Inutil para el empleo. Vaya por delante que lo que se dice inútiles soy todos vosotros delegados sindicalistas, incapaces de crear empleo, incapaces para el empleo y si muy capaces de destruir empleo. Os pongo un ejemplo lejano ya en el tiempo. En mi isla natal a finales de los años 70, había tres factorias de pescado. Una de ellas, (las tres cerraron), Lloret y Llinares daba empleo a cientos de familias. Tenia una factoría en la Playa de Rajita, a la que el acceso debido a la orografía de La Gomera, era difícil, por lo que la empresa construyo viviendas para los trabajadores que tenían de Lunes a Sabado su vivienda laboral y el fin de semana las suyas propias en sus pueblos. En los años 80, aparecisteis vosotros y empezaísteis a tocarle los CC.OOJONS a los “malvados empresarios” Lloret y Llinares. La cosa se puso tan fea, y tensaísteis tanto la cuerda, que la cuerda se rompió y como siempre rompe por donde es mas débil, Lloret cogió su maquinaria industrial y se la llevó a Marruecos, donde creo los puestos de trabajo que vosotros destruisteis aquí. Y los antiguos trabajadores tuvieron que emigrar a Tenerife u otras islas mayores en busca de trabajo.

Como comprendereis, con las razones expuestas sólo en el párrafo anterior, tengo argumentos mas que suficientes para desCC.OOjonarme de las vuestras. Pero es más, mi amarga experiencia con vosotros y con todos los sindicatos afecta ya no sólo a lo profesional, sino también a lo personal. El pasado, 18 de enero, solicité el reingreso a mi puesto de trabajo. Entre otros motivos, porque ya que ZP me bajó el sueldo, Rajoy me subió el IRPF, y ambos me subieron la luz y la energía, pues teniendo mi plaza más cercana a mi casa comprenderéis que yo y la inmensa mayoría de los trabajadores de este país tenemos que minimizar gastos. Pues bien, tan loable deseo de ahorro y de ahorrarme traslados desde muy temprano por autopista, con el consiguiente riesgo, tuvo una acogida muy favorable por parte de mi empresa, pero mira por donde una delegada del Comité de Empresa, una hija de un diocesillo menor vuestro, (Comisiones de Base), ha hecho todo lo humanamente posible para que mi traslado no tuviese lugar, de hecho ya llevo casi dos meses de retraso en incorporarme. Ósea que la representante de los trabajadores en el comité de empresa, por motivos espurios, no sólo no me defiende, sino que me perjudica. Alentador.

Por último, creo que sobra deciros que mañana, voy a ir a trabajar, y que si por casualidad, alguno de vuestros compañeros y/o compañeras me increpa con alguna lindeza como la de esquirol, que sepáis, que ni me quedaré callado, ni dejaré de trabajar.

Atentamente, (también es protocolario, aunque probablemente desconocéis lo que significa el término, ya que lo mas cercano a vuestro conocimiento del género epistolar, será un SMS, que dice: ¿K TAL KOLEGA, HACE UNAS BIRRAS MAÑANA ANTES DE LA MANIFA?)

El trabajador,

Francisco J. Méndez Febles.

P.E. No me buzoneis más, porque de seguir contumaces en el error, me reservo el derecho a perder mi santa paciencia, y de replicaros en forma de buzoneo en vuestras sedes de la antigua Casa Sindical. Si, si aquellas que heredaisteis del Sindicato vertical, y que a algunos sindicatos como CNT expoliasteis, tanto como a FE y de las JONS, solo que yo no os dejaré un panfleto, sino un paquete con sorpresa.

Anuncios

5 comentarios

Archivado bajo huelga 29 marzo, huelga en españa resultado, trabajadores descontentos con los sindicatos, trabajadores en desacuerdo con UGT y CCOO

5 Respuestas a “Huelga 29 de marzo, Carta de un trabajador a los sindicatos españoles.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s